SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

IMAGEN PRINCIPAL

IMAGEN PRINCIPAL

Bienvenid@ a mi nido


Soy Sara, una auténtica "mamá gallina" de tres pollitos a punto de abandonar el nido. Aquí encontrarás ideas de cocina, manualidades y consejos, para hacer de tu casa tu hogar.

SUSCRÍBETE A LA NEWSLETTER

y descárgate GRATIS mi primer e-book "COCINA CASERA"

ME SUSCRIBO

TARTA DE ESPINACAS, FRESAS Y FRAMBUESAS

Spinach cake
Lo primero, desearte feliz año y espero que hayas pasado muy bien las Navidades. Ya tenía ganas de volver por aquí después de tantos días de inactividad bloguera, pero con tanta comida familiar y tanta gente en casa he preferido disfrutar de todos ellos.

Tenía claro que mi tarta de cumpleaños de este año tenía que ser de algún color especial, diferente. El primero en el que pensé fue en el azul, ya que es el color del blog, pero después de darle algunas vueltas llegué a la conclusión de que no era el más apetecible del mundo en temas de comida.

Y claro, no podía ser otro que el verde, el color del que vivo rodeada, el color de los montes de mi tierra y que tanto me gusta.

Como no quería utilizar colorantes artificiales, me puse a investigar un poco como conseguir un bizcocho verde de manera natural y encontré un bizcocho turco que se hace con espinacas y que se llama "mugo de los bosques". Me pareció precioso tanto su nombre como su aspecto y así que al final lo que hice fue adaptar una receta que tengo de bizcocho de nectarinas, cambiando la fruta  por espinacas. Este tipo de "experimentos" son muy buenos para perderle el miedo a la cocina y crear recetas nuevas, os lo recomiendo de verdad.

Para el relleno he utilizado fresas, porque con el calor que hemos tenido este año  está deliciosas ¡¡en enero!! todo un lujazo. El punto ácido lo aportan las frambuesas, que me encantan y el conjunto ha resultado delicioso y original, todo un descubrimiento.
Bizcocho de espinacas
TARTA DE ESPINACAS, FRESAS Y FRAMBUESAS

Ingredientes

Para el bizcocho de espinacas (Para dos moldes de 14 cm o uno de 26 cm)
300 gr de espinacas frescas (un paquete)
4 huevos ecológicos o camperos
1 y 1/2 tazas de azúcar
1 taza de aceite de oliva
2 y 1/2 tazas de harina
El zumo de medio limón
Una cucharadita de levadura química

Para la crema de queso
500 ml de nata para montar
Una tarrina de queso blanco tipo philadelfia.
250 gr de azúcar glas

Para el relleno de fruta y decoración
250 gr de fresas y frambuesas
2 cucharadas de azúcar

Para el almibar:
Una taza de azúcar
Una taza de agua

Preparación

El día antes:
Para el relleno de fruta:
Reservar unas fresas y frambuesas para adornar y trocear el resto.
Colocar en un bol con el azúcar y dejar macerar en el frigorífico unas horas.

Para el bizcocho de espinacas:
Encender el horno a 180ºC.
Preparar los moldes forrándolos con papel de hornear.
Triturar la espinacas en el robot de cocina hasta que quede una pasta, aunque al principio parecen muchas luego se quedan en nada.
Separar las claras de las yemas.
Añadir una pizca de sal a las claras y montarlas a punto de nieve fuerte.
Batir las yemas con el azúcar hasta que estén blanquecinas y hayan doblado su volumen.
Añadir el aceite, el zumo de limón y las espinacas y mezclar bien.
Incorporar la harina junto con la levadura y mezclar.
Añadir poco a poco las claras y envolver hasta que la masa quede homogenea.
Repartir la masa en los dos moldes y hornear unos 40 minutos o hasta que esté hecho.
Dejar enfriar, desmoldar y guardar en el frigorífico envueltos en papel de film.

El día señalado:

Para la crema de queso:
Poner en un bol la nata y el queso bien fríos y batir hasta que estén bien montados.
Añadir el azúcar y mezclar.

Para el almíbar:
Poner en un cazo el agua con el azúcar y calentar hasta que el azúcar esté totalmente disuelto.
Retirar del fuego y dejar templar.

Montaje de la tarta:
Cortar la parte de arriba de los bizcochos para dejarlos lisos y luego cortarlos por la mitad.
Humedecer la primera capa de bizcocho con el almíbar, esto hará que la tarta sea más jugosa.
Poner una capa de fruta y cubrir con la crema de queso.
Tapar con otra capa de bizcocho y apretar ligeramente para que se reparta bien la crema.
Repetir la operación con todas las capas.
Para que no se desmoronen las capas, clavar una pajita cortada al tamaño de la tarta en el centro antes de decorar la parte de arriba.
Alisar los bordes con una espátula y decorar la parte de arriba.
Spinach cake
Bizcocho de espinacas
Bizcocho de espinacas
También hice un par de ellas en versión mini que quedaron muy chulas.

Si tienes dudas de cómo hacer el montaje de la tarta en capas, AQUÍ está explicado paso a paso.

Seguiré investigando la forma de obtener bizcochos de colores que sean ricos y originales, porque me encanta la vida llena de color. Mientras tanto te dejo estos 5 bizcochos de fruta y verdura  muy apetitosos.

Besos
Y recuerda que puedes seguirme en:
     

y en mi canal de You Tube.

P.D: Si quieres tener mi primer ebook GRATIS, sólo tienes que suscribirte pinchando en el banner lateral.

15 comentarios:

  1. ¡Felicidades! por ese cumple retrasado.....que ya veo que has celebrado con una tarta estupenda....Yo tengo una parecida hecha con té matcha...hay cosas que tengo que repetir.
    Besitos
    Marialuisa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo ganas de hacer algo con te matcha, pero no lo encuentro. Ya me dirás dónde lo compras.
      Besos

      Eliminar
  2. Feliz año nuevo preciosa! Como siempre consigues sorprenderme, pues tendré que probar el bizcocho! No me puedo imaginar el sabor, pero la pinta que tiene es espectacular desde luego!!
    Un abrazo grande!!

    ResponderEliminar
  3. Respuestas
    1. Gracias, Mara. El bizcocho está muy bueno y le pasa como al de calabacín, que casi no se nota el sabor de la espinaca.
      Besos

      Eliminar
  4. Que maravilla de tarta... Y con ese nombré ese bizcocho no puede estar malo!!! Feliz cumpleaños, Sara, y que nosotras sigamos celebrándolo con tus maravillosas creaciones.
    Un beso!!!

    ResponderEliminar
  5. Madre mia que vistosa y que original, una tarta preciosa!! Besos

    ResponderEliminar
  6. Zorionak guapetona!! Que original! Al principio he pensado si eso estaría bueno, pero porque no? Espectacular, creativa, imaginativa y sorpresiva...así que perfecta para celebrar un cumple!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Ainhoa. El bizcocho está muy bueno, le pasa como al de zanahoria o el de calabacín, que la verdura casi ni se nota.
      Besos

      Eliminar
  7. Muchísimas felicidades! Qué preciosidad de tarta, tiene una pinta increíble. No como las que están tan de moda de tanto fondant. Esta sí es una señora tarta. Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, guapa, la verdad es que a mí no me va tampoco el fondant, las prefiero así.
      Besos

      Eliminar
  8. Originalísima de aspecto y seguro que riquísima de sabor, Sara.
    Aprovecho para felicitarte tu nuevo año y el Año Nuevo ;-)

    ResponderEliminar
  9. Buenisima!!!!! la prepare para celebrar el cumple de mi marido
    sorprendidos quedaron todos de saber que era de espinacas no se lo creían
    les encanto!!no sabe para nada a espinacas y la combinación con la crema de queso y fresas le queda estupenda.
    Muchisimas gracias por tus recetas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cómo me alegro de que os haya gustado, gracias por comentármelo.
      Besos

      Eliminar

Me encanta recibir tus comentarios y sugerencias, gracias por hacerlos.

© EL nido DE MAMÁ GALLINA • Theme by Maira G.