9.14.2015

MONTE NEVADO, EL POSTRE DE MI INFANCIA


Seguro que tú también tienes ese postre que cuando tu madre te preguntaba "¿que quieres que haga especial?" respondías sin dudar ni un momento. El mío es el "Monte Nevado", un postre muy sencillo pero con una variedad de texturas que lo hace delicioso.

Es un postre que mi madre y mi tía Elvira hacían a menudo en el pueblo, porque siempre tenían a mano los ingredientes principales: huevos y leche, y además no se necesita horno.

Es una de esas recetas de toda la vida, como el arroz con leche, pero tan fácil como un ¨trifle¨, que cada vez que la preparo me hace retroceder a mi niñez. A esos veranos largos en el pueblo, en el que nos pasábamos todo el día en la calle con las bicicletas, jugando con los animales y que acabábamos llenos de mugre y heridas en las piernas, pero felices. Me encantaba ir a los nidales de las gallinas a recoger los huevos recién puestos y la leche a casa de mi tía con mi cántara de cinc.
Luego mi madre hacía cosas tan ricas como esta con esos ingredientes y a mi me encantaba ayudarle.
¡Qué tiempos aquellos!
MONTE NEVADO

Ingredientes
1 l. de leche
4 huevos ecológicos o camperos
4 cucharadas de azúcar
4 cucharaditas de preparado para flan
Un paquete de magdalenas caseras o compradas.

Preparación
Cortar las magdalenas por la mitad y cubrir con ellas el fondo de una fuente.
Separar las claras de las yemas.
Hacer un merengue montando las claras a punto de nieve fuerte.
Poner en un cazo la leche a hervir con cuidado de que no rebose e ir añadiendo cucharadas grandes de merengue a la leche formando montones que quedarán flotando. Las dejaremos cocer un par de minutos por un lado y luego les daremos la vuelta y las dejaremos otro par de minutos.
Sacar con una espumadera los montones de merengue cocido y colocarlos sobre las magdalenas.
Repetiremos esto hasta acabar el merengue.
Añadir a la leche el azúcar, las yemas y el preparado para flan y remover. Dejar cocer hasta que espese.
Repartir esta crema sobre los merengues dejando al descubierto "las cumbres" de nuestros montes.
Dejar enfriar y servir.
¿Y a ti que postre te devuelve a tu infancia?

Besos
Y recuerda que puedes seguirme en:
     
y en mi canal de You Tube.

5 comentarios

  1. A mí el postre que me devuelve a la infancia es la leche frita.....la verdad es que este postre tuyo es parecido a uno que hace mi madre (todavía) con natillas y luego merengue....le llama suspiros....pero eso de cocerlo me parece super interesante.....voy a tomar nota...tengo un par de amigos de Iñigo que matarían por tu postre, jaja...Besos guapa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que rica la leche frita, es que estos postres "viejunos" son los mejores.
      Besos

      Eliminar
  2. Hummmm que rico!!!!!! Esto he de probarlo :P, aunque me da un poco de.....el merengue en la leche para cocerlo y no se baja y deshace??? uy pelin de miedo me da que me quede sin merengue, jeje.
    Besote!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que va! Lo pones con cuidado haciendo montoncitos y sin moverlo mucho, sólo para darle la vuelta y se queda como un suflé, super esponjoso. Tiene una textura muy diferente que me encanta.
      Besos

      Eliminar
  3. Que maravilla de postre y de preciosos recuerdos, he disfrutado leyendo tu entrada , como no te imaginas, esos tiempos de antes me vuelven loca, y mi infancia fue muy parecida , en fin amiga que has hecho un postre de cine, y que me llevo ya mismo tu rica receta. Mil besicos cielo

    ResponderEliminar

Me encanta recibir tus comentarios y sugerencias, gracias por hacerlos.

© EL nido DE MAMÁ GALLINA
Plantilla original de Maira Gall || Adaptada por Sara Luengo